¡Lo más vendido! »

No hay productos más vendidos en este momento

Promociones especiales

No hay promociones especiales en este momento.

Experimenta fuera de casa con los vibradores control remoto

Published on 08/10/2013

  • Experimenta fuera de casa con los vibradores control remoto

Imagina una cena romántica en un restaurante de lujo, con velas, música de fondo, platos realmente apetecibles, tu mejor lencería, su mejor colonia, una situación inmejorable, o sí…¿todavía no os habéis atrevido a probar los vibradores con control remoto? ¿Dejaríais a vuestro/a [email protected] el control de la situación?

Las mini balas o huevos vibradores a control remoto pueden servir para crear un ambiente de excitación en cualquier parte sin que nadie, salvo vosotros, sepa lo que está ocurriendo en ese momento. Es un juego extremadamente picante y fácil de llevar a cabo. Tan sólo debéis poner unas reglas previas antes de salir de casa que, por el bien de ambos y la gente que os rodee, es mejor no saltarse. Os proponemos algunas:

  • No utilizar el mando hasta llegar a X sitio. A ver si vais a tener que volver a casa sin haber salido del ascensor…
  • Nunca pulsar el botón más de X segundos. El objetivo final de este dispositivo debe ser despertar la excitación o jugar un poco, pero si alguien está sobreexcitado puede llegar a pasarlo mal conteniéndose.
  • Antes de salir, pensar en determinados sitios en los que poder aliviarse en caso de necesidad: baños públicos, acampados desolados, el asiento de atrás del coche,…
  • Es un día sin excusas. Hoy no vale que el que lleva el mando esté cansado o le duela la cabeza.
  • El uso del mando es obligatorio. Si uno acepta jugar, debe jugar. No vale eso de que uno vaya predispuesto a hacer de todo y el otro no.
  • “Si digo para, es para”. Si llega el punto que el huevo o bala vibradora hace su trabajo en exceso y no puedes más, para. Como decíamos, este juego debe servir para animar la situación, no para provocar un estrés tal que te desespere a ti o a tu pareja.

Estas son sólo algunas reglas que podríais poner en marcha para mantener la situación a raya y dentro de unos límites razonables, aunque seguro que vosotros encontráis muchas más. Antes comentábamos que puede ser utilizado durante una cena “romántica”, aunque puede ser igual de útil en multitud de situaciones cotidianas, como: para aquellos que trabajan en la misma oficina, para hacer más divertido el momento de realizar las tareas del hogar, si vais al cine y no sabéis si la película será aburrida,…seguro que a vosotros se os ocurren muchas otras en las que utilizarlo; al fin y al cabo, no hay nada como la imaginación para excitar aún más el deseo. 

COMMENTS

No customer comments for the moment.

Add a comment